¿Qué es la insuficiencia venosa crónica? ¿Cuáles son las causas?

Publicado por Lidia Ramirez en

insuficiencia venosa crónica

La insuficiencia venosa crónica, representada por el acrónimo IVC, es el conjunto de alteraciones crónicas que se desarrollan en el sistema venoso periférico, puede ayudar la Crema varilux  y que afectan a la piel y al tejido subcutáneo, principalmente en los miembros inferiores. Según la Sociedad  de Angiología y Cirugía Vascular, estudios internacionales indican que el 80% de la población es susceptible de presentar la enfermedad en grados leves.

La obstrucción de las venas puede provocar una insuficiencia venosa crónica

Los pacientes con insuficiencia venosa crónica pueden experimentar dolor, sensación de pesadez o cansancio en los miembros inferiores, calambres e incluso picores. “Los signos más comunes varían según el grado de gravedad de la enfermedad, y pueden ir desde pequeñas venas, llamadas telangiectasias, hasta edemas o incluso hiperpigmentación y ulceración de la piel”, dice el angiólogo Marcos Arêas.

insuficiencia venosa crónica

¿Qué es bueno para las varices? Conocer actitudes de la vida cotidiana que ayudan en el tratamiento

Estas alteraciones surgen a causa de reflujos u obstrucciones en el sistema venoso, pero el origen exacto del problema aún está siendo estudiado por la Medicina. Sin embargo, se conocen algunos factores de riesgo: “Las causas más comunes son la trombosis venosa profunda y los tipos de varices en las extremidades inferiores, pero causas más raras, como las malformaciones congénitas, también pueden provocar la enfermedad”, explica el angiólogo Carlos Peixoto.

El sedentarismo y la obesidad son factores de riesgo de insuficiencia venosa crónica

La falta de ejercicios físicos que estimulen la circulación en las piernas también facilita la aparición de la insuficiencia venosa crónica. También se sabe que las personas con antecedentes familiares son más propensas a padecer la enfermedad. Además, las personas obesas, las que trabajan de pie, las que llevan tacones altos durante mucho tiempo y las mujeres con embarazos múltiples deben estar alerta ante cualquier signo del problema.

Según Arêas y Peixoto, el tratamiento de la enfermedad consiste en eliminar la obstrucción o el reflujo que está causando los signos y síntomas de la enfermedad. El tratamiento clásico es la extirpación quirúrgica, pero técnicas más recientes y menos invasivas han ido ganando espacio por su eficacia, seguridad y comodidad en el postoperatorio. Entre ellos se encuentran el endoláser, la radiofrecuencia y la terapia de espuma. El tratamiento también puede incluir medicamentos, que ayudan a mitigar los síntomas de la IVC, como el dolor de piernas, la sensación de ardor y la hinchazón.

Categorías: VARICES

Lidia Ramirez

Lidia Ramirez es colaboradora de www.promociocerdanya.es. Es experta en temas relacionados con la nutrición, el adelgazamiento, los suplementos, la desintoxicación y la belleza. Lleva años escribiendo para varios periódicos online.